Gobierno de Aragón Diputación Provincial de Huesca Sistema de Información del Patrimonio Cultural Aragonés

Castillo de los Gilabert

Huesca -  La Litera / La Llitera -  Albelda -  Albelda

Bien de Interés Cultural  - Monumento

 Áreas de información


 Compartir

Descripción


1-INM-HUE-009-009-003_01 El acceso se realizaba por la parte nororiental. En la parte E. se conserva un muro de unos 30 mts de largo, compuesto por 5 hiladas de sillares muy bien trabajados. En el extremo S. del castillo puede verse un fragmento de pared más antiguo, hecho con sillares más gruesos. En su recinto se conservan los restos de 2 cisternas de planta rectangular, que estaban cubiertas por sendas bóvedas, actualmente en muy mal estado.
Ha aparecido cerámica islámica, medieval cristiana y moderna, así como baldosas azules de los siglos XV y XVI. También se han recuperado las conducciones de cerámica que llevaban el agua a las cisternas.

Protección. Historial administrativo


 Declaración Resolución: 17/04/2006 Publicación: 22/05/2006
Consultar BOA

Bibliografía


  • GRACIA SENDRA, Dolores; Barcelona, David. Inventario de Castillos de Aragón. Inventario inédito, Gobierno de Aragón. Departamento de Educación, Cultura y Deporte, 2001.

Síntesis histórica


Albelda se menciona documentalmente por vez primera cuando fue conquistada a los musulmanes por Armengol IV de Urgell en 1083. En 1091 este y su mujer, Adelaida, donaron la iglesia de San Bartolomé a la canónica de Santa María de Solsona. Así Albelda quedó integrada en el condado de Urgell, del cual formó parte hasta 1228. En 1328 Ramón de Peralta cedió al rey los castillos de Tamarite y de Albelda, y en 1378 Pedro el Ceremonioso incorporó la villa al Reino de Aragón, junto con Tamarite de Litera. La unión con Tamarite fue ratificada por Alfonso IV en 1429.

El castillo de Albelda se construyó durante la época de dominación islámica. Tras la conquista cristiana de la villa en 1083-1091, el castillo debió de sufrir importantes reformas con vistas a su reutilización.

En el año 1593 Felipe II ordenó se demolición por ser utilizado habitualmente como refugio de bandidos. Por lo tanto, no se conservan más que algunos restos del castillo, además de una cueva que pudo estar relacionada con él.

Datación e historia del bien


 CONSTRUCCIÓN
Edad Media-S. XI
 DESTRUCCIÓN
Desde Edad Moderna-S. XVI hasta Edad Moderna-S. XVI-1593

Contacte con SIPCA


Sistema de Información del Patrimonio Cultural Aragonés

Para cualquier consulta o comunicación de incidencias puede ponerse en contacto con el equipo técnico del SIPCA enviando un correo electrónico a cipca@iea.es. También puede contactar a través del siguiente teléfono: 974 294 120
Si lo prefiere, déjenos un mensaje y nos pondremos en contacto con usted.
Acepto la política de privacidad